VER INFORMACION CATEGORIZADA Y POR FECHA EN BARRA IZQUIERDA ---> CATEGORIAS - GRACIAS -

Negocios Chile Peru

Inmuebles Panamericana, la sociedad formada por la chilena Parque Arauco y el grupo peruano Wiese, abrirá en el 2014 un centro comercial Mega Plaza en la ciudad de Pisco, ubicada a 290 kilómetros al sudeste de Lima.

Así lo reveló el gerente general de Mega Plaza, Percy Vigil, quien refirió que el proyecto en principio tendría una primera etapa y se ubicará en un terreno de 50.000 metros cuadrados recientemente adquirido a la empresa peruana Alicorp por un monto aproximado de US$ 4,2 millones.

Vigil informó además que en el 2014 tendrá, junto con este, 6 proyectos, con lo cual cerrará dicho año con 10 centros comerciales en el Perú.

“En abril del 2013 abrimos en Chincha en formato express, en julio sería Cañete –ambos al sur del Perú– y en el último trimestre Barranca (norte peruano) también en formato express; para el 2014 tendremos un número similar de proyectos, está el ‘mall’ de la avenida Venezuela –en Lima– , otro en Huaral (norte del país) que está por definirse”.

Precisó que para estos proyectos se tiene prevista una inversión de US$ 100 millones.

Por otro lado, Vigil refirió que en este momento se Inmuebles Panamericana se encuentra alistando la ejecución del proyecto conocido como Plaza Conquistadores, ubicado entre Tottus y Saga Falabella de Mega Plaza Norte, que representa su octava ampliación y que demandará una inversión de US$ 25 millones sobre un área de 9.000 metros cuadrados, donde primará la moda, según indicó el diario Gestión.

Señaló que las obras de construcción se iniciarían en marzo del 2013 y entrará en operaciones el último trimestre del 2013.

“El proyecto contará con 3 niveles y más de 60 tiendas, entre menores e intermedias, además de restaurantes, cafés, patio de comidas, 5 salas más de cine y una ampliación del área de juegos infantiles”, puntualizó.

Añadió que en esta ampliación destaca la tienda de departamentos París de Cencosud que abrirá en octubre del 2012.

Vigiel dio a conocer también que en la parte gastronómica ingresarían alguno de los restaurantes del chef Gastón Acurio y entre las marcas de ropa ingresarían colombianos, chilenos y locales.

El Mercurio.

Chile-Perú: Record de Inversión Minera

INVERSION MINERA CHILE- PERU: US$ 154 MLLS AL 2020

CHILE: CARTEL DE INVERSIONES

– Cartera total de Inversiones al 2020 US$ 173.000
– Portafolio inversión minera al 2022 US$ 100.000
– Cartera de proyectos mineros al 2020 US$ 91.000

– CHILE: Inversiones: 100 Empresas tienen Proyectos por US$ 173 mil mills. al 2020

– CHILE: PORTAFOLIO DE INVERSION MINERA US$ 100 MIL MILLONES HASTA EL AÑO 2022

– INVERSION MINERA EN CHILE AL 2020 SUPERA LOS US$ 91 MIL MILLONES

– Prospectos Mineros en Estudio: Fondo FENIX Apoya 4 Proyectos y Estudia 60 Proyectos

[issuu width=600 height=600 embedBackground=%23c93f36 backgroundColor=%23222222 documentId=121016160825-373abe68a80d4afe926df9197d716d98 name=chile-inversion-minera username=tincito6 unit=px v=2]

Durante un seminario de derecho minero realizado en la Universidad Diego Portales, Carlos Urenda, gerente general del Consejo Minero – organismo que reúne a las mayores empresas mineras de Chile -, indicó que según estudios de la entidad el 43% de la producción mundial del cobre para 2020 tendrá mejores leyes de mineral que Chile. Esta cifra estaría muy por encima del 21% que superaba a las leyes de los yacimientos mineros chilenos en 1992.



Además, Urenda mencionó como problema a largo plazo las restricciones de distintos factores productivos. “Para 2020 necesitaremos un 90% más de energía, un 80% más de agua e incrementar en un 60% el capital humano”.



RAZONES DE LAS BAJAS LEYES DEL COBRE

La ley de minerales es la medida que describe la concentración del cobre fino contenido en el yacimiento. El hecho de tener menores leyes afecta directamente a los costos de los proyectos mineros.

Nelson Pizarro, CEO de Lumina Copper, afirmó que “hoy en día aparecen proyectos nuevos con leyes más bajas que 0,5%, cosa que en años anteriores era imposible imaginar que alguien se atreviera a invertir en un proyecto así”.

 El ejecutivo de Lumina explicó que es lógico que bajen las leyes, pues los yacimientos están envejeciendo. Agregó que “actualmente, el promedio de leyes minerales del país deben andar en torno a 0,86%. Cada año las leyes de cabeza en el mundo van bajando, y van sacando del mercado entre 350 y 400 mil toneladas para la misma capacidad de tratamiento”.



Por otro lado, el abogado especialista en temas mineros, Cristián Quinzio, aseguró que este fenómeno se debe en parte a que “hay más países que están entrando a este mercado, como Mongolia”, apuntó. Quinzio comentó que el hecho de que estén desarrollando más subterráneamente en Chuquicamata de Codelco, “es un reflejo de que se agotan las reservas de mayor ley y hay que empezar a operar con un costo distinto. Lo mismo pasa en El Teniente, y para qué hablar de El Salvador”. 



Otra fuente ligada a la industria añadió que “Chuquicamata partió con leyes superiores al 2%, hoy día ronda el 0,6%. Escondida partió exacta-mente igual, con leyes fabulosas, donde recuperaban 30 libras de cobre fino por tonelada tratada. Hoy en día recupera alrededor de 15 libras.

Actualmente hay minas que están siendo desarrolladas pensando en que recuperarán en torno a 6 libras de cobre fino por tonelada de material”.

Según datos recopilados, Minera Escondida todavía tiene los mejores niveles de ley, pero ya está llegando al 1,15% aproximadamente. El Teniente en tanto ha estado en el último tiempo en el orden de un 0,8%; Anglo Sur, Andina, Chuquicamata y Los Pelambres están en torno a 0,7%; Esperanza está en 0,5%, y Caserones tiene una ley de 0,34% que espera explotar.



Ante esta tendencia, Juan Carlos Guajardo, director del Centro de Estudios del Cobre y la Minería (CESCO), expresó que la solución a las bajas leyes pasa por “la inversión en activos de reposición que permitan compensar la caída natural en las leyes. En Chile la producción de cobre de mina está prácticamente estancada desde 2004. Salvo excepciones como Esperanza y Spence, no ha habido un flujo de nuevos proyectos en los últimos años”.


Así como su abrupta renuncia a la presidencia ejecutiva de Codelco a fines de mayo provocó sorpresa y comentarios en el mercado, el posterior aterrizaje de Diego Hernández como nuevo CEO de Antofagasta Minerals (AMSA) se ha desarrollado sin sobresaltos y con una baja exposición pública.



En estos más de dos meses al frente del brazo minero del grupo Luksic han sido intensos en el frente interno. El actual presidente ejecutivo ha realizado un profundo diagnóstico del estado de Antofagasta Minerals (AMSA) y un análisis de la factibilidad de aplicar los cambios que requieren los principales objetivos en el holding: aumentar la eficiencia de las explo-taciones en curso y enfocar el crecimiento en las exploraciones existentes.


Al cumplir 60 días en el cargo, Hernández participó en un esfuerzo colectivo con sus pares para exponer los principales obstáculos que enfrenta la industria en materia de energía y aprobación de proyectos.

Desde el sector privado, inició las intervenciones de las mineras en el Primer Encuentro “Pro Inversión y Competitividad” que organizó el Minis-terio de Economía. En dicha exposición de carácter reservado ante los ministros de Economía, Ambiente, Minería y los principales ejecutivos de las mayores eléctricas del país, el presidente ejecutivo de AMSA advirtió que la industria minera es la que finalmente “paga la cuenta” por el alto costo de la energía.

Diego Hernández insistió en que mantener la competitividad del sec-tor exige mejorar la institucionalidad medioambiental y la solidez de los organismos técnicos y fiscalizadores, por lo que reclamó contra las fallas, como la multiplicidad de permisos, la falta de coordinación y enfoque común entre los distintos servicios, y entre autoridades locales y centrales, a lo que sumó “la falta de solidez de los pisos otorgados”, en alusión a la creciente conflictividad contra proyectos de inversión.

Por eso pidió evitar que las autorizaciones y permisos “sean puestos en duda en los tribunales de justicia”.

Advirtió que esta suma de factores impacta a una industria que enfrenta una baja en la ley del cobre y escasez de agua, todo lo cual golpea su competitividad. Por eso llamó a “no matar a la gallina de los huevos de oro” y a tener en cuenta los cambios en la Indus-tria minera y en las expectativas de la gente a los que Chile “debe ade-cuarse”.



 Es en este complejo escenario en Chile –donde AMSA explota las compañías mineras Los Pelambres, Esperanza, El Tesoro y Michilla– que Hernández afina la carta de navegación que marcará su gestión. El primer paso fue la solicitud de informes a cada división del grupo para contar con un diagnóstico acabado de cada una de las mejoras que se deberán implementar a partir del 2013. Al respecto, trascendió que cada vicepresidente de área entregó su bitácora, con sus respectivas presentaciones.



 Una vez que culmine su análisis general, donde, sin duda, apro-vechará su destacada trayectoria profesional en grandes multinacionales como BHP Billiton, Vale, Rio Tinto, Anglo American y la propia Codelco–, Hernández entregará luego su propuesta con las medidas que apunten a retomar la senda de crecimiento orgánico al directorio que encabeza Jean Paul Luksic.

Al respecto, fuentes de la industria señalaron que este diseño consi-derará bajar considerablemente el peso de las iniciativas “green field” (o proyectos que parten de cero) o cambiar alguno existente a fondo.



 Una estrategia que expuso en su primer mensaje a los inversionistas en Londres en agosto pasado, donde afirmó que su desafío es “ayudar al grupo a concretar el gran potencial de sus actuales operaciones y las iniciativas en curso de crecimiento de nuestros proyectos”.

En esta oportunidad enfatizó que se están haciendo avances para mantener el ritmo de progreso de “nuestro fuerte pipeline orgánico, predo-minantemente en Chile, que tiene el potencial de incrementar significa-tivamente la escala del grupo en el curso de esta década”.

El plan total de inversiones de Codelco alcanzaría los US$27.000 millones de para el próximo quinquenio, de acuerdo a datos entregados por el presidente del directorio, Gerardo Jofré. Con esto, “le vamos a dar 50 años más de vida a Codelco y con el potencial de seguir otros 50 por lo menos”.

Sobre el mismo punto, agregó que “si no hiciéramos estas inver-siones Codelco desaparecería en pocos años, estoy hablando de cinco a seis años, habría que cerrarlo por antieconómico”. 



El presidente del directorio de Codelco indicó que Chuquicamata ya no es la mina más productiva de Codelco, ya que actualmente registraría una producción de 430.000 TMF anuales y sería superada por Radomiro Tomic con 470.000 TMF.

El envejecimiento del yacimiento a tajo abierto más grande del mundo ha significado una progresiva tendencia a la disminución de sus niveles de eficiencia. “La mina se ha transformado en ineficiente en el sentido económico, no porque se hagan las cosas mal, sino por sus con-diciones”. Al respecto, precisó “la cantidad de kilómetros que tienen que recorrer los camiones cargados tanto con mineral como con lastre es enorme, la cantidad de petróleo que hay que gastar para subir estos 1000 metros y llevar a su destino las cargas es inmensa”.



Por esta razón, uno de los proyectos más importantes es Chuquicamata subterráneo, con inversión de US$3.800 millones, significará exten-der la vida útil de la mina. Con esta iniciativa, “va a ser una mina de 400.000 toneladas, casi tan grande como El Teniente. Entonces vamos a tener las dos minas subterráneas más grandes del mundo de aquí al año 2018”.



Otro de los planes estructurales es la transformación de Andina en el yacimiento más importante de la empresa, con una producción que alcan-zaría las 600.000 toneladas anuales. También destacó el proyecto de inver-sión por US$3.500 millones en El Teniente para bajar 300 metros el nivel de producción y poder seguir produciendo durante los próximos 50 años, mismo plan que se considera para Chuquicamata.

En función de estos proyectos, Jofré señala que “lo bueno es que de ahí para abajo no está confirmado, y las estimaciones que tenemos son por lo menos otros 50 años en ambas minas”.



En relación a la contingencia energética, aprovechó el contexto del seminario “Minería y Energía”, organizado por la Universidad Central, para llamar la atención sobre la crisis en relación al desarrollo de la minería y del país. “Cuando decimos que no a Castilla (proyecto eléctrico), decimos que no a la minería, sin energía no hay desarrollo”, sentenció. De esta manera, alertó sobre la posibilidad de fuga de inversiones a futuro, debido a los costos energéticos más altos que se registran en Chile comparado con otros países.


US$ 3.500 millones es la nueva estimación de costo del proyecto Ministro Hales, de Codelco, según reconoció el presidente del directorio de la minera estatal, Gerardo Jofré.



Este sobrecosto se explica, en parte, por el incremento del presupuesto de inversiones de Codelco para el año que viene, que alcanzará una cifra histórica cercana a los US$5.000 millones. 
El aumento de costo roza el 50% considerando que la última estimación oficial de la corporación, y que sigue vigente en su página web, es de US$2.300 millones.


En el seminario “Inversiones para el crecimiento económico, la inclusión social y la sostenibilidad ambiental” organizado por la CEPAL, como antesala para la Cumbre de Jefes de Estado y Gobierno de la CELAC-UE, que se realizará en enero del 2013 en Santiago, el ministro de Relaciones Exteriores, Alfredo Moreno, se refirió al clima de inversión en Chile, tras la fallida licitación del litio y la paralización de la central eléctrica Castilla.

Respecto al litio, el Canciller recordó los dichos del presidente Piñera de que este proceso se pondrá nuevamente en disposición. “El litio es de todos los chilenos y bajo el suelo no produce beneficios para todos, por lo que tenemos que buscar la forma de poderlo explotar, y tenemos que buscar la manera de hacer uso de él para el beneficio del país”.



El Canciller Moreno señaló que “primero se debe mirar el marco general, donde Chile es el país que más ha recibido inversión extranjera en América Latina en comparación a su tamaño. Uno de los desafíos que tenemos es cómo armonizamos la inversión con el medio ambiente, y en el tema eléctrico tiene que buscarse un sistema que permita procesar en forma rápida todos los impactos que tienen sobre el medio ambiente todas esas inversiones. Hacia adelante vamos a tener que hacerlo mejor y más eficientemente de manera de que éstas se puedan concretar”.

El ingeniero civil industrial Carlos Feres Rebolledo fue nombrado como nuevo subsecretario de Minería, tras la salida de Pablo Wagner. Feres se desempeñaba como asesor del gabinete del ministro de Economía, Pablo Longueira.



Cabe recordar que Pablo Wagner presentó su renuncia como subsecretario de Minería, la cual fue aceptada, tras la fallida licitación de los Contratos Especiales de Operación de Litio (Ceol).

Los rechazos y demoras de una serie de megaproyectos energéticos en el país, como Castilla e HidroAysén, así como la limitada cartera de iniciativas en carpeta, auguran un escenario complejo para el abastecimiento de energía y los costos, señaló el gerente general de la Asociación de Generadoras de Chile, René Muga.



Hacia el 2017 la zona más afectada con esta crisis energética en progreso será la Región de Atacama, lugar de importantes inversiones mineras y donde se espera un mayor crecimiento en la demanda. Muga dijo que “esta región que localmente está teniendo problemas para llevar adelante proyectos de generación, que a lo mejor podrían sustituir las necesidades de tener una red de transmisión más robusta, va a enfrentar pro-bablemente situaciones de restricción, no de consumo, pero sí de costo en los próximos años”.


Muga no ve un escenario favorable y señaló que el problema no es sólo de generación, sino también de transmisión. En este sentido, llamó la atención sobre las dificultades existentes hoy para la concreción de pro-yectos y el obstáculo que estas representan para un mejor clima de inversiones.

“Hay muchos actores que quieren entrar al mercado y me vienen a ver a mí. Yo no les miento sobre la situación y perciben que la lista de pro-blemas y riesgos en esta área es muy alta”, señaló.

Ante los altos costos de la energía, Codelco decidió tomar cartas en el asunto.

 Siguiendo el mismo modelo que se usó para Energía Minera, que incluyó un proceso de licitación para que generadoras llevaran a cabo su construcción, la minera estatal espera contar durante 2013 con las autorizaciones medioambientales para concretar una de sus principales inicia-tivas en materia de energía: un grupo de centrales que funcionen a Gas Natural Licuado (GNL) y que en total tengan una capacidad de generación de 750 MW. 



El desarrollo de este proyecto implicará una inversión de US$ 900 millones y estará ubicado en Mejillones, en la Región de Antofagasta. Actualmente el complejo se encuentra en fase de estudio, por lo tanto, aún no se ha definido si la licitación se realizará sólo a nivel local, o también incluirá una etapa internacional.






 El modelo seguirá la línea de Energía Minera, proyecto con una ca-pacidad de generación de 1.050 MW, y una inversión estimada de US$ 1.700 millones y es uno de los desarrollos termoeléctricos más grandes y emblemáticos que tiene en carpeta Codelco.

A pesar que supuestamente iba a comenzar a operar durante este año, el proyecto quedó en fojas cero una vez que Colbún, compañía que se adjudicó la opción de levantar la central a carbón en 2009, nunca la ejerció, los plazos del contrato vencieron, y los activos (entre ellos la aprobación del estudio de impacto ambiental y otros permisos de operación) volvieron a manos de la cuprífera.



 Por otra parte, la minera BHP Billiton ya anunció que reactivará su proyecto termoeléctrico Kelar que inicialmente estaba diseñado para operar con carbón pero que ahora lo hará con GNL. 

Este tendrá una capacidad de 500 MW y estará destinado a abastecer las operaciones de Escondida. La opción de la compañía es traer hasta Chile GNL, pues BHP Billiton produce gas. La idea sería trasladarlo desde Estados Unidos para regasificarlo en Mejillones.


A más tardar en diciembre 2012, el grupo MPX, controlado por el empresario brasileño Eike Batista y la alemana E.ON, definirá si impulsará o no nuevos proyectos de energía en el país. Esto, luego de que la Corte Suprema rechazara la construcción del complejo termoeléctrico de 2.100 MW y de un puerto en la Hacienda Castilla, ubicada en la Tercera Región.

Se trataba del segundo mayor proyecto eléctrico del país, con una inversión sobre los US$ 5.000 millones. 

Ejecutivos conocedores del proceso explicaron que el grupo internacional, en el corto plazo, tomará una definición concreta y que, para ello, está viendo distintas opciones.

Afirman que en la medida que MPX concluya que no es factible avanzar en un proyecto eléctrico en la Hacienda Castilla, obviamente, una opción real es que deje el país. 

No obstante, las fuentes agregaron que también evalúan otras alternativas. Para ello, están considerando las señales que han sido dadas por el gobierno en los últimos meses.

Recuerdan que en una reunión en La Moneda con las mineras, hace unas semanas, el presidente Sebastián Piñera recomendó a los privados privilegiar centrales que usen gas natural licuado (GNL), porque son más amigables con el medioambiente. Otras señales de las autoridades también han apuntado a que MPX reduzca el tamaño del proyecto energético, que contemplaba, en total, la construcción de seis unidades a carbón y dos a diésel.



 Las fuentes indican que al interior del grupo, el diagnóstico es que el proyecto cuenta con una ubicación estratégica, ya que existe una bahía que entrega las condiciones para desarrollar un puerto que servirá para el com-plejo generador.

Dado esto, MPX evalúa, entre las opciones, ver si es factible y competitivo impulsar un nuevo proyecto de generación que use GNL.



Otras fuentes eléctricas indicaron que algunos funcionarios de MPX efectivamente han hablado de la posibilidad de usar esa energía. Aún así, agregan que no es tan fácil “reconvertirse”. Significa otro proyecto de ingeniería, estudios y proceso ambiental nuevo, lo que conllevaría tres años más de asuntos preparatorios y permisos. 



Además, deben ver fuentes de suministro de GNL, mercado que no está desarrollado. De hecho, ejecutivos conocedores del proceso indicaron que la mayor dificultad que tiene MPX con el GNL es el riesgo que asume como inversionista. Esto, porque no hay un mercado mundial del combus-tible y aún no existe claridad de que EEUU se convierta en un exportador con el desarrollo del shale gas.

Otro factor es alcanzar precios competitivos. Las fuentes dicen que las conclusiones que debe tomar el grupo no son sencillas, pues se trata de materias que se podrían solucionar en el largo plazo.