VER INFORMACION CATEGORIZADA Y POR FECHA EN BARRA IZQUIERDA ---> CATEGORIAS - GRACIAS -

Proveedor Minero en Chile

CAPITALES DE EMPRESAS PERUANAS EN CHILE SUPERAN LOS USS 7 MIL MILLONES

Una nueva ola de inversiones peruanas en Chile ha duplicado los capitales en los últimos dos años. Casi todos los grandes grupos de Perú ya están en Chile con inversiones que superan los 7 mil millones
de dólares. El grupo Brescia es el mayor inversionista peruano con más de mil millones.
A fines de octubre, el grupo peruano Graña y Montero, conglomerado de ingeniería y construcción, anunció su nueva compra en Chile: adquirió el 74% de Vial y Vives Ingeniería y Construcción, firma local enfocada al rubro minero.

Antes, en enero de 2011, Graña y Montero compró a Enersis la Compañía Americana de Multiservicios Limitada (CAM), empresa de servicios del sector eléctrico, con sede en Chile y operaciones en Brasil, Colombia y Perú. En 2010 había firmado un acuerdo para tomar el control del grupo chileno Marineer, operación que se frustró. Lo de Graña y Montero no es un hecho aislado, forma parte de un movimiento de mayor envergadura, que ha tomado fuerza en el último tiempo. Según Matías Mori, vicepresidente del Comité de Inversiones Extranjeras de Chile, dijo que se puede hablar de una nueva arremetida de inversionistas peruanos en Chile.
“El crecimiento que está experimentando Perú y la búsqueda de internacionalización por parte de sus empresas, hace que miren hacia el resto de la región como destino de sus inversiones”, indica. En ese contexto, añade, Chile “corre con ventaja para recibir esos capitales, por las características del país y las oportunidades de negocios que existen”.
En 2010, las inversiones peruanas en Chile sumaban entre US$ 2.500 millones y US$ 3.000 millones, según el Consejo Empresarial Peruano Chileno (Cepchi), instancia que se creó en 2004 para promover los negocios entre ambos países.

Por Carla Alonso Bertaggia

PERU DUPLICA INVERSIONES

En dos años, la cifra más que se duplicó. Juan Francisco Raffo, presidente del capítulo peruano del Cepchi, explica que, “al realizar un análisis cuidadoso, damos con un inventario de US$ 7 mil millones de inversión peruana a la fecha en Chile”. Raffo detalla que “el monto es patrimonial, capital invertido, y
no considera endeudamiento”. La cifra se desprende de un estudio que Cepchi realiza desde 2010 sobre la base de encuestas. La inversión “ha crecido violentamente. Ha aumentado en cosas muy importante”, sostiene
el presidente de Cepchi. El monto contrasta con los US$ 535 millones de inversión peruana que registra el
Comité de Inversiones Extranjeras (Cinver), vía Decreto Ley 600, mecanismo que registra la inversión extranjera.
Silvia Seperack, consejera de la Oficina Comercial de Perú en Santiago, dice que la diferencia entre las cifras de Cepchi y Cinver se explica porque el organismo empresarial “registra todas las inversiones realizadas en Chile, tanto en activos, flujos de efectivo, compromisos de inversión registrados con capitales peruanos o endeudamiento en Chile”.
Otras fuentes señalan que el cálculo es aún mayor porque incluye posiciones relevantes, aunque minoritarias, como las del grupo Romero en el BCI o las de Juan Rassmussen en Invercap y CAP.

INVERSION CHILENA EN PERU

Según la Dirección General de Relaciones Económicas Internacionales de Chile, de 1990 a 2011, la inversión chilena materializada en Perú alcanzó a US$ 11.161 millones, un 17,8% del total invertido en el exterior.
Perú es el tercer destino de las inversiones directas chilenas, tras Argentina y Brasil. El intercambio de capitales no ha sufrido frenos. Ni siquiera ante las posibles tensiones por el juicio en La Haya, que comenzó en diciembre. En julio, Raffo y Juan Eduardo Errázuriz, presidente del capítulo chileno del Cepchi, firmaron una carta conjunta en que llamaban, a raiz del período de “gran sensibilidad en las relaciones bilaterales”, a reforzar vínculos económicos, comerciales, culturales, migratorios, turísticos y castrenses. Juan Eduardo Errázuriz manifiesta que han trabajado con las Cancillerías de ambos países por este tema. El socio de Sigdo Koppers dice que el crecimiento del intercambio comercial, que subió de US$ 1.200 millones en 2004 a US$ 4.023 millones en 2011, y las inversiones bilaterales, “han logrado fortalecer la confianza en el trabajo conjunto”. Raffo destaca que el dictamen de La Haya pondrá fin a diferencias limítrofes, lo que será positivo.
“El fallo va a ser un factor de estabilidad en la relación entre ambos países”.

LA NUEVA OFENSIVA PERUANA

La presencia peruana es transversal y ha llegado a la construcción, la minería, la industria, la alimentación, las finanzas y la pesca, entre otros, enumera la agregada comercial peruana. Todos coinciden que el hito de la nueva oleada de inversión peruana fue la compra, en 2009, de Cementos Melón, por parte del grupo Brescia, en US$ 555 millones. Hasta esa fecha, dice Seperack, el desembarco estuvo liderado por los grupos Belmont y Romero, además de pequeñas y medianas empresas en gastronomía, tiendas o almacenes
en distribución. “Sólo los restaurantes han invertido en el país US$ 300 millones en los últimos diez años”, agrega la agregada comercial. Los Brescia animaron a varios otros.

GRUPOS PERUANOS EN CHILE

Según Cepchi, los principales grupos empresariales peruanos ya están presentes en Chile. Y varios de ellos han aumentado sus apuestas. Los Brescia, por ejemplo, sumaron a Melón este año la compra de Tricolor.
El grupo Romero -presente en BCI, The Food Links y Terminal de Arica- agregó dos fichas en 2012: IM Trust y Salmofood. Y seguirán creciendo.
Otras empresas están desde antes: Volcán Cía Minera -primera productora de zinc y plata de Perú- ingresó a la propiedad de Cementos Polpaico en 2011; el grupo Belmont trajo su grupo Belcorp en 1988; la firma de
productos de limpieza Intradevco es dueña de Klenzo desde 2006; y Juan Rassmuss suma ya varias décadas en Invercap. Una de las inversiones pendientes es la del mayor grupo minero peruano: Buenaventura. El presidente del holding, Roque Benavides, dijo en marzo: “Los metales preciosos son nuestro objetivo en Chile y estamos explorando otras oportunidades. No iremos a buscar cobre”. La agregada comercial adelanta que “se vienen inversiones en servicios de construcción e ingeniería. Es así como Graña y Montero
ya se instaló con la constructora Vial y Vives, y viene otro grupo grande”. Esa inversión se concretaría entre fines de este año y comienzos de 2013. “Se trata de un grupo grande que no está presente en Chile”, adelanta.
Empresarios del sector vaticinan que dos firmas de ese rubro que han hecho negocios en Chile, JJ Camet y Cosapi, podrían aumentar su apuesta en el país en el corto plazo.
Raffo agrega que todos los grupos de mediana y gran minería privados peruanos miran Chile. “En minería subterránea, Perú es uno de los líderes a nivel mundial. Como la expansión de Codelco será en forma subterránea, tienen grandes oportunidades en la contratación, para construcción industrial minera”, afirma el presidente de Cepchi.

CRECIMIENTO Y ESTABILIDAD

Chile es atractivo para los grupos peruanos por varias razones. Raffo las enumera: “Los recursos naturales son valiosos y el mercado peruano, también está madurando. Este grupo mira a dónde crecer y las condiciones que ofrece Chile en libertad de inversión, bajos aranceles, apertura económica, estabilidad, prima sobre otros países”, señala Raffo. *Seperack dice que las condiciones de ambos países son similares en estabilidad jurídica, crecimiento económico para los próximos años y sectores con alto potencial
como minería, construcción y servicios. A ello añade el poder adquisitivo, calidad de vida y la apertura comercial de Chile.
*Matías Mori, del Cinver, indica que Chile es un “excelente destino para invertir, especialmente en tiempos de crisis o turbulencias económicas”, lo que hará que la inversión siga aumentando. Por ejemplo, en el sector financiero. “Acabamos de aprobar una solicitud de inversión del Banco de Crédito del Perú por US$ 145 millones -para comprar IMTrust-. Estamos seguros de que ese interés se extenderá también a otros sectores”, concluye.
“Una de las formas de crecer en Chile sería por adquisiciones o asociaciones. “En septiembre, Alicorp, empresa del grupo Romero y líder en el sector de consumo masivo de Perú, compró el 100% de las acciones de
Salmonfood, empresa chilena productora de alimentos para peces, y su subsidiaria Cetecsal, en US$ 62 millones. Con operaciones en Argentina, Colombia, Ecuador, Honduras, y a partir de este año, en Chile, exporta a 23 países y se especializa en tres líneas de negocio: consumo masivo, productos industriales
y nutrición animal.

POR MARÍA JOSÉ AMPUERO
El Perú ya es el tercer país más globalizado en Latinoamérica, reza el Índice de Globalización de Ernst & Young, mientras Bloomberg Markets nos posiciona como la tercera economía emergente con mayor proyección mundial en el 2012. Las cifras, pues, nos sonríen. Tanto es así que, mismo imán, el Perú está atrayendo cada vez más a empresarios e inversionistas extranjeros.

Frente a este panorama, es de suponer que la masa empresarial en el Perú está viviendo cambios importantes, junto con la mayor variedad de nacionalidades. Si bien ya se sabe que los empresarios chilenos, brasileños y españoles están llegando con fuerza, es interesante notar que también lo hacen los chinos, los colombianos y, ahora último, los indios.

De hecho, entre enero y julio de este año ingresaron al Perú 4,075 ―casi el 30% de la cifra total― ciudadanos chinos (45%), españoles (20%), indios (17%), colombianos y brasileños (9% cada uno), en calidad de inversionista, negocios y negocios ABTC (APEC Business Travel Card). Si es con ellos con quienes los peruanos empezarán a hacer negocios ―si es que no los están haciendo ya― sirve saber cómo les gusta hacer negocios y a qué sectores están yendo.

Los brasileños, por ejemplo, son empresarios cosmopolitas. Dado que su país es más regulado que el Perú, los empresarios en general se sienten muy cómodos con la mayor flexibilidad administrativa y financiera que encuentran en el Perú ―salvo que hagan contratos con el Estado― comparado con Brasil. Además, la música, el buen humor y la buena gastronomía son detalles compartidos entre ambas sociedades. A los brasileños les agrada más la informalidad en el trato; por ejemplo, prefieren llamarse por el nombre más que por el apellido.

Los colombianos, por su parte, se caracterizan por ser perseverantes y adaptarse muy bien al medio pese a las dificultades. Generalmente, buscan asociarse con empresarios locales mediante alianzas estratégicas. Hay que tomar en cuenta que el Perú y Colombia tienen economías y mercados complementarios. Por otro lado, el empresario colombiano valora mucho el buen servicio, que es la norma en su país, aunque hay diferencias entre los que provienen de la costa y los del interior. Los primeros son sumamente formales y tradicionales; mientras que los costeños tienen una actitud más relajada. (Semana Económica).

El “Proyecto global para el desarrollo de empresas proveedoras” fue suscrito durante una ceremonia por los máximos ejecutivos de las compañías mineras Escondida, Codelco Chile, Xstrata Copper, Barrick Zaldívar, Minera Meridian, Minera Esperanza, Minera El Tesoro, Spence y Anglo American Chile.

Consolidar finalmente a la Región de Antofagasta, Chile, como un complejo minero, industrial, científico y tecnológico de clase mundial, fue el principal llamado que hizo el presidente de la Asociación de Industriales de Antofagasta (AIA), Marko Razmilic, durante la realización de la Cena AIA 2012, evento que contó con la presencia de más de medio centenar de las más importantes empresas industriales y mineras del país sudamericano.

La actividad fue encabezado por el presidente de la AIA y contó con la presencia del ministro de Minería, Hernán de Solminihac, el de Economía, Fomento y Turismo, Pablo Longueira, y del Trabajo, Evelyn Matthei, además del subsecretario de Minería, Pablo Wagner, el intendente de Antofagasta, Pablo Toloza, y diversas personalidades del mundo empresarial, autoridades gubernamentales, parlamentarios, ejecutivos, gerentes y dueños de las principales empresas mineras e industriales de Chile.

Durante la cena, efectuada en el centro de convenciones de Enjoy Antofagasta y que contó con la asistencia de más de 500 personas, se realizó el lanzamiento y firma del “Proyecto global para el desarrollo de empresas proveedoras”, iniciativa coordinada por el Ministerio de Minería, Corfo y la AIA, el cual fue suscrito durante la ceremonia por los máximos ejecutivos de las compañías mineras Escondida, Codelco Chile, Xstrata Copper, Barrick Zaldívar, Minera Meridian, Minera Esperanza, Minera El Tesoro, Spence y Anglo American Chile.

PROVEEDORES DE CLASE MUNDIAL.
Según señalo el presidente de la AIA, con la firma de este acuerdo “las empresas acuerdan impulsar y poner en marcha al interior de sus organizaciones dos iniciativas o programas que buscan mejorar la competitividad de las empresas proveedoras, como son el programa para el desarrollo de empresas proveedoras de clase mundial, además del programa de desarrollo de competencias empresariales, ambas iniciativas complementarias y que serán desarrolladas de forma simultánea”.

En el caso del programa para el desarrollo de empresas proveedoras de clase mundial, Razmilic señaló que el objetivo de esta iniciativa es impulsar el desarrollo de un número significativo de empresas proveedoras locales, las cuales sean reconocidas como empresas de clase mundial, para lo cual “trabajaremos fuertemente en resolver cuales son los desafíos concretos que tienen que enfrentar las faenas y los proyectos de las empresas firmantes en el futuro, labor que realizaremos en conjunto con las empresas proveedoras, labor que busca precisamente el que estas empresas estén a la altura de estos desafíos”.

En cuanto al programa de desarrollo de competencias empresariales, esta iniciativa plantea dos objetivos básicos como son el definir una secuencia de temáticas y metodologías que permitan a la industria “contar con conocimientos profesionales y técnicos que hagan que esta empresa proveedora se proyecte con éxito en la industria minera nacional e internacional de manera sólida”, para lo cual “pretendemos lograr que un número significativo de empresas proveedoras incorporen y consoliden sus conocimientos y competencias, los cuales son exigidos por la industria, para lo cual deben inscribirse, participar y aprobar las exigencias establecidas por la malla pedagógica y de entrenamiento que pretendemos desarrollar para ellos”, sentenció el presidente de la AIA.

Gracias a esto, señaló, Antofagasta y la Macrozona norte de Chile deben consolidarse como un polo minero industrial de clase mundial, siendo Antofagasta la primera región de Chile en alcanzar los umbrales del desarrollo, “dónde es clave la potencia de nuestra inversión productiva y los desafíos de la maduración del clúster minero, los cuales exigen una inversión pública que acompañe este liderazgo y que permita, entre otras cosas, desarrollar, atraer y retener al capital humano que esta industria minera de clase mundial requiere”.

Finalmente tanto el ministro de Solminihac, como Longueira, destacaron la importancia que tiene la AIA en la consolidación de Antofagasta como la capital minera de Chile, “ya que este gremio durante casi 70 años ha luchado fuertemente en consolidar a la industria minera como el principal motor del desarrollo de esta región y el país, labor que ha sabido conducir con éxito y en la cual el gobierno está dando y seguirá dando las condiciones necesarias que permitan seguir por esta senda, la que Antofagasta ocupe el sitia de la capital minera de Chile”.

La Confederación Nacional de Instituciones Empresariales Privadas (Confiep) estimó que el Perú tiene garantizado un crecimiento de entre 6% y 7% este año si diversos factores económicos se mantienen estables.

“Si bien está presente el riesgo de la crisis financiera internacional, esperamos que haya pasado su peor momento, y si es así tenemos garantizado un crecimiento de entre seis y siete por ciento”, señaló el vicepresidente de Confiep, Alfonso García Miró.

La autoridad señaló también la importancia del crecimiento sostenido que viene presentando el país, el cual debe ser reforzado con políticas a favor del crecimiento y el desarrollo, sobre todo hacia los más pobres.

En el marco de la junta de accionistas, Ariel Magendzo, gerente general de la inmobiliaria Paz Corp, anunció una inversión de US$350 millones para el presente ejercicio, en Chile, Perú y Brasil. “Este año será más activo que el 2011, en general esperamos que sea un buen año, lanzando nuevos proyectos. La inversión será de US$350 millones en los tres países”, declaró Magendzo.

Asimismo, afirmó que para 2012 la compañía espera obtener un 15% más en escrituras de propiedad que lo alcanzado en el 2011.
En la asamblea, la compañía controlada por un 40,38% por la familia Paz, renovó su mesa directiva. Se mantuvieron como miembros del directorio Juan Bilbao, Salvador Valdés y Ricardo Paz, en representación de la familia Paz, y Juan Pablo Armas (independiente). En tanto, ingresaron a la mesa Alexandre Mello, Fernando Herrera y Enrique Bone, quienes remplazaron a Enrique Lavín, Adrian Ashkenazy y Benjamín Paz, el que presentó su renuncia a la presidencia del directorio el pasado 6 de marzo del presente.

Al finalizar el encuentro, Magendzo declaró que el plan de negocio del 2012 no contempla ampliar la presencia de la firma chilena hacia otros mercados de la región. “Estamos enfocados en consolidar lo que estamos haciendo en Perú, que ha tenido un crecimiento muy fuerte, de igual forma en Brasil”.

Asimismo, agregó que en Perú tienen contemplado lanzar seis proyectos nuevos, de los cuales cuatro serán de casas. “El precio estará en torno a los US$50 mil, son como 1.000 UF”, afirmó.

La agencia calificadora de riesgo crediticio Moody’s Investors Service elevó la calificación de los bonos de largo plazo en moneda extranjera y local de Perú desde Baa3 a Baa2 y mantuvo la perspectiva positiva.

La mejora en la calificación refleja factores como la reducción de las vulnerabilidades asociadas a eventos de riesgo político, un continuo y robusto crecimiento económico y un sólido desempeño fiscal. Asimismo, refleja mejoras de los indicadores de deuda del gobierno y una disminución de la exposición del país a la deuda denominada en moneda extranjera.

En marzo del 2011, en pleno proceso electoral, Moody’s revisó la perspectiva de la calificación de riesgo crediticio soberano del Perú (Baa3) tanto en moneda extranjera como en moneda local, mejorándola de estable a positiva.

Perú está rumbo a convertirse en una de las grandes economías de Sudamérica y de América Latina por el crecimiento económico rápido y sostenido que ha registrado en los últimos diez años, señaló el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).



“Todas las predicciones que hacen, incluso analistas independientes, muestran que Perú es un país que con la trayectoria que tiene, será una de las grandes economías de Sudamérica y de la región latinoamericana”, indicó el presidente del BID, Luis Alberto Moreno.



Recordó que recientemente el diario estadounidense The Wall Street Journal (WSJ) calificó a Perú como uno de los nuevos tigres latinoamericanos, no sólo por su crecimiento, sino por su moneda sólida y estable y alta calificación crediticia, en relación a sus vecinos.

“No hay un país en América Latina que muestre un crecimiento como el que ha tenido Perú en los últimos diez años. Incluso alcanzó un crecimiento de 7.5 por ciento, lo cual se parece más a un país asiático”, recalcó Moreno.



Aseguró que este liderazgo económico de Perú en la región se acelerará en la medida que el crecimiento llegue a los más pobres y se incida en las políticas de inclusión social.

En ese sentido, destacó la reciente suscripción de tres convenios con el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) por un total de 140 millones dólares, que se destinarán al financiamiento de proyectos en los sectores Saneamiento, Educación y Ambiente.



Manifestó que el gobierno del presidente Ollanta Humala trabaja en identificar a las poblaciones más necesitadas para dotarlas de los servicios básicos y de calidad. “En esta travesía está el gobierno del presidente Humala a la vez que se garantiza que se pueda llegar a una mayor población con un conjunto de servicios básicos que da el Estado, como salud y sobre todo educación, que es un factor fundamental para salir de la pobreza”, dijo.



Asimismo, aseveró que Perú es un referente en políticas de minería responsable en la región, aplicando un marco legal adecuado, un clima propicio para las inversiones y sus esfuerzos por combatir la minería ilegal. “Este ese un país con una enorme vocación minera y queremos acompañar todos los procesos que conduzcan a la minería responsable, que es un reto de Perú y en toda América Latina. Mucho de lo que pase aquí en Perú va a determinar las políticas y cómo se adopten en la mayoría de la región”, consideró.

La economía chilena se expandió un 5,5% durante el segundo trimestre del año respecto de igual período de 2011 (completando un avance de 5,4% en el primer semestre), y de paso se situó como el país que más crece dentro del selecto grupo de la OCDE, cuyos principales miembros son naciones desarrolladas que se han visto tremendamente afectadas por la crisis de deuda en Europa.



Tomando en cuenta los datos que informó ayer el Banco Central, más los reportes y estimaciones de 27 de los 34 integrantes que componen a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, Chile es por lejos el país que más ha visto avanzar su PIB entre abril-junio, seguido por México, Japón y Australia.



Chile ha destacado en un año en que las principales economías han registrado un deterioro en su actividad por la inestabilidad que impera en Europa y su consecuencia en la caída de la demanda externa mundial. Fuera del círculo que compone a este organismo internacional, los crecimientos de China, Indonesia, Perú, India y Venezuela se sobreponen a las cifras de expansión del país.



Demanda interna
Desde la perspectiva del gasto, el PIB chileno se vio impulsado en el período especialmente por la demanda interna que creció 7,1% respecto al segundo trimestre del año anterior, acumulando en el semestre un incremento de 5,8%. Dentro de la demanda interna, el consumo privado creció 5,5% y el de Gobierno un 4,2%. La inversión subió un 8%.



Desde el punto de vista del origen, todos los sectores se expandieron, destacando los servicios como los de mayor incidencia, seguidos por comercio y construcción. La actividad electricidad, gas y agua fue la que anotó un mayor dinamismo, señaló el Banco Central en su reporte de cuentas nacionales.



El ministro de Hacienda, Felipe Larraín, dijo que las cifras confirman que Chile está dentro de las cinco economías que más crecen en el mundo, gracias a la inversión que ha alcanzado prácticamente un 24% del PIB en el primer semestre.

El Perú está rumbo a convertirse en una de las grandes economías de Sudamérica y de Latinoamérica por el crecimiento económico rápido y sostenido que ha registrado en los últimos diez años, señaló el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Entre tanto, el Índice de Globalización de Ernst & Young señala que Perú ya es el tercer país más globalizado en Latinoamérica, mientras Bloomberg Markets posiciona al Perú como la tercera economía emergente con mayor proyección mundial en el año 2012.

Según un catastro de proyectos de Sofofa para el período 2012-2020, hay US$ 173 mil millones en inversiones por ejecutar, en construcción y potenciales. Minería y energía lideran este proceso y Antofagasta es la región que captura más recursos.

La última edición del Observatorio de la Inversión, que elabora la Sociedad de Fomento Fabril (Sofofa) revela que las 100 empresas que más invierten en Chile tienen planes y desarrollos por US$173.260 millones, para el período 2012-2020, proceso de inversión que favorece principalmente a las regiones.



El ranking es encabezado por la estatal Codelco y liderado por los sectores de minería y energía, que en conjunto ocupan las 13 primeras posiciones y concentran más del 80% de la inversión comprometida. 


El catastro considera 389 grandes proyectos, en distintos grados de avance: en construcción (138), por ejecutar (192) y potenciales (59), es decir, aquellos que aparecen como factibles. 

El ranking entrega señales importantes, a juicio de la Sofofa. “La minería representa el motor más dinámico que tiene la economía. Su expansión demanda una mayor actividad en otros sectores, como la industria, la construcción, el comercio, la vivienda y la prestación de servicios como transporte, salud, educación, capacitación y servicios financieros”, explica Andrés Concha, presidente del gremio fabril.

Pero, además, agrega Concha, “vienen con fuerza inversiones en energía, obras públicas y telecomunicaciones. Todo esto está destinado a mejorar los niveles de productividad en la economía, lo que es muy positivo para poder incrementar la competitividad de las actividades productivas”. 



No obstante la disposición para invertir en el país que evidencian las empresas, el potencial del sector industrial para concretar los proyectos se ha visto afectado por dos factores, explican en la Sofofa: el aumento de los costos de los insumos, principalmente energéticos y de mano de obra, y las oposiciones ciudadanas que enfrentan las distintas iniciativas. 



“El nivel de proyectos que están con estudios de impacto ambiental aprobados o en proceso de obtener aprobación, supera los US$ 80.000 millones. Lo preocupante son las oposiciones o dificultades de diversa índole, lo que atrasa el inicio de las obras”, advierte Concha. 



ESTADO Y DESARROLLO DE PROYECTOS


Del total de recursos comprometidos al 2020, el 75,7% está asociado a proyectos de origen privado, mientras que las iniciativas de carácter público y mixto representan el 17,7% y 6,6%, respectivamente. 



Por estado de avance, el 47,9% de los proyectos se encuentra en la categoría por ejecutar. Estos alcanzan los US$ 82.916 millones e incluyen iniciativas con tramitación ambiental aprobada o en curso. 


En tanto, proyectos por US$ 35.640 millones están en etapa de construcción (equivalen al 20,6%) y otras iniciativas por US$ 54.703 millones (que representan el 31,6%) están clasificadas como inversiones potenciales. 



LAS INVERSIONES POR SECTORES


Siguiendo la tendencia observada en períodos anteriores, el proceso de inversión para los próximos ocho años está liderado por los rubros de energía, que contabiliza 139 iniciativas, y minería, con 96. Infraestructura, por su parte, concentra 82 proyectos; industria, 28; servicios, 23; comercio, 12; telecomunicaciones, seis, y turismo, tres. 



Sin embargo, si se considera el capital involucrado, varía el orden de los sectores que encabezan el ranking. En este ítem, minería concentra los mayores recursos programados, con US$ 90.217 millones, lo que equivale al 52,1% del total catastrado. Aquí destacan los proyectos contemplados por las distintas divisiones de Codelco, que suman en conjunto US$26.416 millones y que le permiten a la minera estatal encabezar el ranking de los 100 principales inversionistas. 


En el portafolio de la minera están la expansión de Andina, que demandará US$6.400 millones; la explotación de sulfuros de Radomiro Tomic fase II, que requerirá de US$5.000 millones; Chuquicamata subterránea, que implicará US$3.620 millones, y el nuevo nivel mina de El Teniente, que supone US$ 3.100 millones. 



A la estatal Codelco le sigue Minera Escondida -de BHP Billiton-, con proyectos por US$12.166 millones y que ocupa el segundo lugar del ranking. En la versión 2010 del estudio, la minera australiana estaba en la posición 12 de la muestra.

En su actual cartera de iniciativas se encuentra la ampliación de la capacidad de extracción y procesamiento de mineral, que demandará US$3.500 millones. 
Luego se ubican Minera Doña Inés de Collahuasi -de Anglo American y Xstrata, en el tercer lugar del ranking-, con US$10.357 millones, y Quebrada Blanca -de Teck Cominco, en la cuarta posición-, con US$9.802 millones. 



ENERGIA: En el sector Energía, el 29,7% del total del catastro, con US$51.512 millones. Aquí, el portafolio de proyectos lo lidera HidroAysén, de Endesa Chile y Colbún, con US$7.500 millones, monto que considera la construcción de las cinco centrales hidroeléctricas y de la línea de transmisión.

El megaproyecto eléctrico que se planea desarrollar en la Región de Aysén ocupa el quinto lugar de la muestra global. 

Detrás de él, a nivel sectorial, se ubica el complejo termoeléctrico Castilla, de EBX Group, ligada al empresario brasileño Eike Batista, que supone una inversión de US$5.000 millones. Está en el séptimo lugar de la muestra general. 



Entre las empresas con mayor inversión energética también figuran la firma española Ibereólica, con sus proyectos de generación de energías renovables por US$ 4.262 millones; la estadounidense AES Gener, con US$ 4.023 millones, y el grupo Enersis, matriz de Endesa y Chilectra, con iniciativas por US$ 3.563 millones, consigna el catastro de la Sofofa. 



INFRAESTRUCTURA: En Infraestructura, por su parte, es el tercer sector económico en capturar recursos. Sus proyectos a desarrollar suman US$ 12.603 millones, precisa el reporte. Aquí destaca la construcción de las líneas 3 y 6 de Metro. 



Le siguen en el ranking por rubros industria (US$5.913 millones), telecomunicaciones (US$5.002 millones), servicios (US$4.082 millones) y comercio (US$3.122 millones).

La minera canadiense Hudbay Minerals anunció que aprobó, en sesión de directorio, una inversión de US$1,500 millones para financiar el desarrollo y la construcción de su mina de cobre Constancia, ubicada en la región Cusco, informó Andina.

Además, informó que ha realizado una transacción financiera con Silver Wheaton respecto de la producción futura de sus vetas de metales preciosos que proveerá pagos anticipados por US$750 millones.

Con base en un cálculo del costo del capital del proyecto de US$1,500 millones, se estima que la mina Constancia generará un índice de rendimiento interno no apalancado de 14.5% y un valor presente neto de US$571 millones, suponiendo una tasa de descuento de 8% y precios del cobre a largo plazo de US$2.75 por libra.